Entrenamiento Ronaldo
Entrenamiento Ronaldo

Fue durante la presentación de su línea de ropa para el pasado 2015. Aquel día en teoría no tocaba hablar de fútbol. Lo importante era el color de la ropa, los tejidos y las combinaciones preferidas por Cristiano Ronaldo. En aquel evento, de manera deliberada o no, el astro luso decidió revelar las que, según él, son las 15 normas que le han permitido convertirse en unos de los jugadores más importantes de la historia del fútbol.

Muchas de estas están vinculadas con el entrenamiento físico y el mantenimiento del cuerpo en condiciones óptimas. Estoy convencido que todos los jugadores que lean este artículo conocen y aprovechan estas normas básicas para mantenerse dentro de los estándares del alto rendimiento.

Lo que llamó mi atención en este caso fue otra cosa. Cuando se habla de los deportistas exitosos generalmente se recuerda sus altas capacidades para la competición y se destacan sus cualidades técnicas. Rara vez se habla de las cualidades mentales del deportista y en el mejor de los casos se dice de alguno de ellos que tiene mucha “fuerza mental”.

Lo cierto es que casi nunca se habla en serio de cuáles son los elementos que permiten que un deportista alcance el éxito en su carrera. Los que nos dedicamos a formar atletas profesionales sabemos muy bien cuáles son esos elementos necesarios “para el éxito”; trabajamos con ellos a diario y vemos el avance y resultados que provocan en los jóvenes que los entrenan activamente.

Lo que me sorprendió de las normas de Cristiano fue que las 4 primeras que cita son básicas para el acondicionamiento mental de un deportista de élite y forman parte de ese listado de normas para el éxito. Estas son esas 4 normas:

Aprender a trabajar la mente al mismo nivel que el cuerpo.

La fuerza mental es tan importante como lo es la física y le ayudará a alcanzar sus metas. Todos entendemos que la preparación física con pesas u otras estrategias son necesarias para mantener un cuerpo fuerte que soporte las cargas de trabajo propias de un deportista de alto desempeño.

Con la mente ocurre exactamente lo mismo, si queremos que ésta funcione adecuadamente en situaciones de alto estrés debemos, primero aprender cómo se entrena y después crear un plan que nos permita fortalecerla diariamente.

Ser disciplinado.

Mantenerse motivado y siendo fiel a su rutina es la clave. Para mí, no hay lugar para la moderación, así que tengo que ser estricto. La disciplina y el compromiso son parte integrantes centrales del entrenamiento mental y del éxito de cualquier deportista profesional.

La primera se puede, y se debe entrenar. Esto garantiza que podremos mantenernos consistentes cuando lleguen los momentos difíciles.

Fijarse metas.

Ayuda a mantenerse enfocado y trabajar en pro de sus objetivos. Si haces lo que hacen todos ¿por qué pretendes destacar?

Entrenar como todos y jugar los partidos como todos no te garantiza éxito. Fijarse metas a corto, medio y largo plazo para más allá de lo que hacen todos me garantiza avances más rápidos y sobre todo un uso óptimo de mi energía.

Dormir bien

Dormir es muy importante para obtener el máximo provecho de la formación. Me voy a la cama temprano y me levanto también pronto, sobre todo antes de los partidos.

—-

La ciencia ya ha demostrado que sin un descanso adecuado el cerebro comienza a funcionar mal y nuestras capacidades a disminuir. Estudiar cómo relajarse y cómo potenciar el descanso evitando el estrés puede marcar la diferencia entre un desempeño bueno y uno extraordinario.

Este modelo de trabajo que Cristiano ha mantenido durante años le ha permitido llegar al lugar de privilegio en el que hoy se desenvuelve el portugués.

Aprender a trabajar la mente, disciplinarla para convertirla en una herramienta que esté a nuestra disposición, es la clave fundamental para alcanzar el éxito deportivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*